jueves, 19 de marzo de 2015

Speakeasy

      Los speakeasy son bares clandestinos que durante la ley seca no cerraron sus puertas, sino que continuaron vendiendo alcohol y siendo fieles a sus clientes, brindando algo de felicidad en los locos años 20. Era mandatoria la música jazz y un ambiente eufórico.
     Han sido parte importante de la historia americana y en esta época de prohibición y corrupción llegaron a tener un gran éxito, la mayoría de ellos dirigidos por gente perteneciente al crimen organizado y gángsters famosos del momento.

  Aunque a partir de 1933 estos bares fueron cerrando poco a poco, con la abolición de la ley seca, vuelven a estar de moda en la actualidad en este mundo hipster y retro.

  Para sentir que formo parte de este mundo new yorker, yo también tengo mi lista de "los mejores speakeasy" (es increíble lo que le gusta a los americanos hacer listas interminables que inicia siempre con las palabras "the best": the best restaurants in town, the best bars to have a beer, the best cocktails in NYC"...)





  • The Back Room: bajando unas escaleras de mala muerte, en una calle donde literalmente no hay nada, perdida de la mano de Dios y tras cruzar un callejón oscuro te encuentras con una puerta que tiene un cartel que dice "Lower East Side Toy Co"... ¿entrarías solo? ¡Ni loco! Pues si eres de los atrevidos te encuentras con un bar totalmente ambientado en los años 20, todo muy Art Noveau, con cuadros y candelabros decorando sus paredes. Los cocktails los sirven en tazas de té, lo cual hace de este bar un lugar todavía más original. Los lunes, además hay grupo de jazz.  Se encuentra en 102 Norfolk Street.





  • Apotheke: en medio de Chinatown, en el conocido callejón de la muerte (por las numerosas peleas de mafiosos hace ya años) encontramos bajo el título de Chemist un bar donde los camareros visten con bata blanca y todos los cocktails "necesitan recetas" y entran dentro de alguna categoría curativa (o buscan algún efecto): energizantes, afrodisiacos, otros que curan la melancolía, otros alivian el estrés... hasta más de 50 tipos diferentes. Está en 9 Doyers Street.




1 comentario: